EEUU extiende 2 semanas uso de mascarilla en trasporte

0
150

WASHINGTON (AP) — El gobierno del presidente Joe Biden extenderá dos semanas la orden nacional que obliga a usar mascarilla en el trasporte público mientras monitorea un aumento de casos de COVID-19, informó una persona familiarizada con el asunto.

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) se disponen a extender la orden, que vence el 18 de abril, en dos semanas para monitorear cualquier aumento observable de casos graves en diversas partes del país. La fuente habló bajo la condición de anonimato al anticiparse al anuncio de los CDC.

Cuando la Administración de Seguridad en el Transporte de Estados Unidos (TSA, por sus siglas en inglés), encargada de velar para que se cumpla la orden en aviones, autobuses, trenes y sus respectivas terminales, extendió el requisito el mes pasado, dijo que los CDC esperaban elaborar una estrategia más flexible que reemplazara la orden nacional.

La orden de usar la mascarilla es el vestigio más visible de las restricciones para controlar la pandemia y posiblemente la más controvertida. Se ha atribuido el aumento reciente de incidentes abusivos y a veces violentos en los aviones a disputas sobre el uso de la mascarilla.

Los detractores de la medida dicen que los estados han anulado las normas que obligaban a usar mascarillas en restaurantes, tiendas y otros locales, pero los casos de COVID-19 han caído luego del pico de la variante ómicron a mediados de enero.

Se ha producido un leve aumento de casos en las últimas semanas, impulsado por una subvariante altamente contagiosa de la cepa ómicron, y la cifra nacional ha aumentado de 25.000 a más de 30.000 casos diarios. La cifra real puede ser mayor, ya que mucha gente da positivo en pruebas que realizan en sus casas y de las que no informan a las autoridades de salud pública.

Los casos graves y las muertes suelen registrarse semanas después del contagio. Los CDC aguardan los indicios de si el aumento de casos se correlaciona con un aumento de desenlaces graves antes de mitigar la norma sobre el uso de mascarillas en el trasporte.