Canadá invertirá 73 millones en Haití, pero no se compromete con el envío de tropas

0
127

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, anunció este viernes 100 millones de dólares canadienses (73 millones de dólares estadounidenses) para Haití, pero no se comprometió a liderar una fuerza de seguridad internacional para estabilizar el país.

“Hoy anuncio que Canadá invertirá otros 100 millones de dólares para ayudar a la Policía Nacional. Impondremos nuevas sanciones en los miembros de la élite haitiana que se están beneficiando de la inseguridad y de la violencia”, anunció Trudeau en una rueda de prensa junto al presidente de EE.UU., Joe Biden.

El Gobierno de Haití lleva meses pidiendo a la ONU y a la Organización de Estados Americanos (OEA) que se cree una fuerza de seguridad internacional destinada a estabilizar el país, azotado por la violencia de las bandas armadas, que controlan un 60 % del territorio de la capital.

Esa operación fue respaldada por el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, quien propuso establecer una “fuerza de acción rápida” compuesta por militares de uno o varios países y no bajo bandera de la ONU.

Estados Unidos y Canadá han impulsado conversaciones sobre esta cuestión, pero hasta el momento no han mostrado intención de encabezar la operación, según fuentes diplomáticas.

Según había informado el diario Nuevo Herald, Biden tenía intención de usar la reunión con Trudeau para pedirle que Canadá lidere esa fuerza internacional.

Preguntado al respecto, Biden no confirmó que hubiera hecho esa petición a Trudeau, pero apuntó a que las circunstancias en Haití son “muy complicadas” y que lo mejor que puede hacerse es fortalecer a la Policía Nacional, dándole por ejemplo mejor entrenamiento.

Biden afirmó que cualquier decisión sobre el uso de la fuerza en Haití deberá ser tomada en coordinación con el Gobierno haitiano y con Naciones Unidas; y apuntó que, aunque todavía hay posibilidades de que se forme esa coalición, no es lo que está centrando las negociaciones entre los países interesados en Haití.

“No lo descarto, pero no es en lo que estamos centrados”, subrayó.

El presidente estadounidense, además, expresó interés en ver si Naciones Unidas puede jugar un mayor papel en la crisis, pero no dio más detalles.